Preguntas frecuentes sobre el gas radón en las viviendas

Para conseguir edificios saludables es necesario poner freno al gas radón, cuya presencia en su interior entraña serios problemas para la salud de las pesonas. De hecho, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), provoca entre el 3% y el 14% de los casos de cáncer de pulmón. 

22 - Preguntas frecuentes sobre el gas radón en las viviendas 01

¿Cómo se origina el radón?

Proviene del suelo rocoso con alto contenido en uranio. Con su desintegración, se descompone y se propaga por el aire y el agua. Los subsuelos que mayor cantidad de radón producen son aquellos con presencia de granitos y pizarras.

¿En qué zonas de España está más presente?

La problemática existe en toda la península, si bien las mayores concentraciones se encuentran en Galicia y en la sierra de Guadarrama de Madrid. En el mapa potencial de radón de España del Consejo de Seguridad Nuclear (CSN) se puede comprobar en detalle.

22 - Preguntas frecuentes sobre el gas radón en las viviendas 02

¿Por dónde entra el radón en las edificaciones?

La mayor parte de nuestra vida la pasamos en el interior de edificios; de hecho, se calcula que estamos en ellos el 75% del tiempo. El gas radón que emana del subsuelo asciende hasta la superficie y el interior de las edificaciones a no ser que encuentre alguna barrera. En el exterior se disipa, por lo que no supone un riesgo para la salud.

Si bien se transmite principalmente a través del suelo, también puede entrar a través de las ventilaciones y, en menor medida, del suministro de agua y del gas de uso doméstico. Asimismo, los errores en el diseño de la construcción y la falta de hermeticidad pueden favorecer su acumulación. En resumen, las cámaras de aire de los muros, las soleras y muros de sótanos, los conductos de saneamientos y los forjados sanitarios son las vías más comunes de entrada de radón.

 

Gas radón

 

¿Cuáles son las cantidades de gas radón que no conviene superar?

Según el marco legislativo internacional sobre el radón, la Comisión Europea, en el Euratom 90/143, recomienda no superar concentraciones de 400 Bq/m³ en edificios existentes y de 200 Bq/m³ en edificios nueva construcción. Por su parte, la Comisión Internacional de Protección Radiológica, en su revisión de los niveles de exposición al radón presentada en 2009, redujo el nivel máximo para viviendas de 600Bq/m³ a 300Bq/m³. 

 

¿Cómo puedo medir la cantidad de gas radón de mi vivienda?

Según el CSN, lo mejor es acudir a algún laboratorio acreditado o suministradores de laboratorios, para que realicen la medida acorde a la ISO 17025. Envían por correo los detectores, que les deberán ser devueltos pasado el tiempo estipulado para realizar su análisis.

 

22 - Preguntas frecuentes sobre el gas radón en las viviendas 03

¿Qué medidas hay que tomar si en una edificación se supera ese límite?

Si la concentración es de unos pocos cientos de Bq m³, una medida eficaz es la ventilación natural, teniendo en cuenta que el radón se acumula a lo largo de la noche. Si las medidas dan cifras elevadas, hay que contemplar medidas constructivas.

En nueva construcción una solución es colocar forjado sanitario ventilado, así como ubicar barreras anti-radón en los cerramientos. En los edificios existentes es esencial sellar juntas y grietas, aislar sótanos y garajes, colocar barreras anti-radón en contacto con el terreno e instalar un sistema de ventilación mecánica en aquellas estancias con mayor concentración de radón.

 

Gas radón

ARTÍCULO DESTACADO

 
¿El poliuretano es seguro en caso de incendio?
 

¿El poliuretano es seguro en caso de incendio?

Los sistemas de poliuretano están presentes en nuestra vida bajo decenas de formas. Sin embargo, todavía hay quienes cuestionan el comportamiento ante el fuego de este material aislante.
 
Seguir leyendo

ARTÍCULOS MÁS VISTOS

Encuentra lo que buscas

    Descargar catálogo
    Nuevo llamado a la acción
    CONTACTA CON SYNTHESIA INTERNACIONAL

    SUSCRÍBETE A NUESTRO BLOG